Extreme E y Enel Foundation revelan primer proyecto de investigación científica a bordo del St. Helena

Extreme E y Enel Foundation revelan primer proyecto de investigación científica a bordo del St. Helena

Extreme E, la serie de automovilismo eléctrico diseñada para concienciar sobre el cambio climático, y Enel Foundation, el grupo de reflexión sobre la transición energética, han confirmado su primer proyecto conjunto de investigación científica que se llevará a cabo en el laboratorio científico construido a bordo del buque flotante de la serie, el St. Helena.

Extreme E ha estado trabajando con Enel Foundation, el socio científico fundador del campeonato, desde su creación, y el año pasado las dos organizaciones colaboraron para lanzar la convocatoria abierta de investigación del campeonato llamada “Racing for the Planet”. La convocatoria invitaba a investigadores científicos internacionales a presentar su solicitud para incorporarse al barco y realizar investigaciones para avanzar en el conocimiento de las consecuencias del cambio climático y/o las estrategias de adaptación y mitigación en los océanos del mundo y el planeta.

Este proyecto, dirigido por el belga Alexander Vanhaelen, de 24 años, se basa en la investigación de los cambios en la vida marina debidos al cambio climático. Alexander se incorporará a la travesía del campeonato del St Helena cuando abandone Groenlandia -donde la serie celebrará su Arctic X Prix – a principios de septiembre.

Alexander contará con el apoyo a bordo de Adam Pantelis Galatoulas; ambos científicos estudian actualmente Biología Marina en la Universidad del Algarve (Portugal). Ellos filtrarán el agua del mar durante el último viaje del St Helena para obtener el ADN de los organismos marinos y, mediante la secuenciación de este ADN, tratarán de determinar cómo ha cambiado la vida marina en varias partes del océano que experimentan diferentes condiciones, con el objetivo de crear un inventario global de especies de vertebrados que sirva de apoyo a los bancos de datos existentes.

Estos cambios potenciales pueden deberse a varias razones que ambos científicos están investigando, como el impacto humano y el cambio climático, que provocan una pérdida de biodiversidad y afectan a la composición de los entornos marinos y a las especies que viven en ellos. Con las tasas de extinción y la introducción de especies invasoras en un punto álgido, este tipo de investigación y los conocimientos que aportará son fundamentales para comprender el comportamiento de las comunidades marinas y así informar sobre una gestión ecológica y una biología de la conservación eficaces.

Los resultados del equipo se publicarán en una revista científica internacional y está previsto que se comuniquen oralmente en reuniones científicas dedicadas a la biodiversidad marina.

El científico jefe, Alexander Vanhaelen, ha comentado: “Desde que tengo uso de razón soy un fanático del automovilismo y de la naturaleza, por lo que la convocatoria de Extreme E y Enel Foundation para investigar era la oportunidad perfecta para combinar mis pasiones para ayudar a la Tierra – realmente está en mi lista de deseos – y estoy muy agradecido de haber sido seleccionado.

“Lamentablemente, la naturaleza está sufriendo, y estamos decididos a ver qué podemos hacer para mejorarla. Creo que Extreme E es una plataforma muy útil para que el mundo sepa cómo interpretar las señales que nos da la naturaleza y cómo actuar al respecto.

“Espero que nuestra investigación contribuya a la carrera contra el cambio climático global confirmando las especies que se dan en cada región, y cómo se han ido desplazando o incluso desapareciendo. Mi objetivo final es aportar estos conocimientos para mejorar la pesca sostenible, la conservación y la gestión. Sé que este proyecto aportará información vital para ello, lo que me motiva sobremanera.

“En 2016, vi cómo un solo pez puede hacer que toda una familia lo celebre como si hubiera ganado el campeonato del mundo, y sé que juntos podemos reunir el conocimiento para dar esa sensación a muchas más personas cuyas vidas dependen del océano ayudando a mantener sus recursos.”

Alejandro Agag, consejero delegado y fundador de Extreme E, ha declarado: “Una gran bienvenida a nuestro primer equipo de proyectos científicos: Alexander y Adam. Me encanta este proyecto y estoy deseando saber más sobre nuestros océanos y cómo sus habitantes están sufriendo a manos de la crisis climática, pero también cómo podemos hacer el cambio”.

“Agradecemos a nuestros socios científicos de Enel Foundation su aporte a nuestras iniciativas científicas y de legado, y estamos orgullosos de que se confirme nuestra primera iniciativa de investigación. Es estupendo que podamos utilizar nuestro barco para este fin, así que nuestro agradecimiento es enorme por ayudarnos a realizar este sueño”.

Louisa Tholstrup, Science and Legacy Manager de Extreme E, ha afirmado: “El cambio climático y la pérdida de biodiversidad son dos de los problemas más acuciantes de nuestro tiempo. Además de las repercusiones directas en la economía, las sociedades y la salud de las personas, el rápido avance del cambio climático repercute negativamente en muchas de las especies y ecosistemas del mundo, impulsando la pérdida de biodiversidad. Al mismo tiempo, proteger y restaurar la biodiversidad es crucial para hacer frente al cambio climático. Hasta hace poco, estas dos crisis tendían a abordarse por separado, pero dos sistemas tan complejos no pueden gestionarse de forma aislada.

“La investigación de Alexander forma parte de una tendencia creciente en la comunidad científica que trabaja sobre las sinergias y compensaciones entre el clima y la biodiversidad. Contribuye a la investigación que se necesita urgentemente para tomar medidas de protección de la biodiversidad que contribuyan simultáneamente a la mitigación del cambio climático y a la comprensión de la capacidad de las especies y los ecosistemas marinos para adaptarse a los cambios climáticos que no pueden evitarse. Estamos muy agradecidos a Enel Foundation por apoyar esta investigación crucial”.

CATEGORÍAS